miércoles, 19 de agosto de 2015

MUJERES EN EL SEXO HAY QUE APRENDER A PEDIR LO QUE SE QUIERE Y COMO SE QUIERE


Si uno quiere disfrutar del sexo, debe tener una buena comunicación, ser dueño de sus palabras. Pero antes hay que derribar mitos y miedos, así como condicionamientos que nos impusieron desde muy temprano. Lo que hablamos con frecuencia pasa a tener una connotación normal en nuestras vidas. Lo que no hablamos se torna tabú. Así que los dos temas tabú de la humanidad son sexo y muerte, por lo general nadie quiere hablar sobre ninguno de los dos. 


Es importante traer a colación el tema del sexo para volverlo normal. Y no solo con la pareja, sino con uno mismo. Conocerse consiste precisamente en saber que me gusta y que no, cómo me gusta y dónde me gusta. 

Es que una vida sexual sana aporta tranquilidad. El sexo es el 20% de la vida, que se ve reflejado en el 80% restante. Si tengo una buena vida sexual, me siento más tranquila, con mejor autoestima y me relaciono mejor con los demás. 

El problema de las mujeres con el sexo es, en primer lugar, esa necesidad de complacer al hombre. Muchas echan mano de su orgasmo y de su placer en función del otro, y por eso lo fingen, para mantener a su pareja contento, con su ego alimentado. 

En pleno siglo XXI las mujeres suelen decir “tengo que hacer eso, porque si no lo encuentra en la casa lo va a buscar en la calle”. Uno no puede pasar la vida siendo prisionero del sexo. Uno tiene que disfrutar de su sexualidad. 

Lo mas sano y lo mas importante es buscar el propio placer antes que el de la pareja, y no es que sea egoísmo es que hay que aprender a definir prioridades y la prioridad es vivir y disfrutar de la sexualidad como es, nos pertenece. No puedo pensar en compartir placer, si no soy capaz de hacerme cargo de mi placer, de mi propio cuerpo. 

Muchas mujeres acceden a complacer a sus hombres así no les guste, pero son incapaces de pedir que las satisfagan para no perder a su pareja. Basta ya de sentir miedo a ser criticada o malinterpretada. Es hora de madurar y dejar de lado la idea del abandono. Relájense, disfruten, no se deje contaminar por los pensamientos ajenos. Sigan su instinto. Sigan sus deseos. ¡Y pidan lo que quieren!

Tres ideas para vivir el sexo pleno

1. Aprendan a convivir con ustedes mismas, aceptense tal como son, amense sin restricciones. Una mujer que se siente bien consigo misma no tiene miedo al abandono. 

2. El sexo es algo que todos hacemos o queremos hacer, pero ademas de eso disfrutarlo en todo su esplendor, por tanto hay que hablar de él sin miedo, sin vergüenza y sin críticas. 

3. Si no se atreven a hablar de sus deseos directamente, serán esclavas de sus insatisfacciones, por lo tanto a prendan a pedir, es mas a exigir lo que les gusta recuerden que una mujer complacida es una mujer complaciente.


VER ULTIMOS 7 TEMAS DEL BLOG Hacer ClickTODO SOBRE SEXO

No hay comentarios.:

Publicar un comentario